Un reciente estudio ha demostrado que los mejillones con la concha parasitada por endolitos resisten mejor el estrés por altas temperaturas.

Se han hecho experimentos con dos especies: Mytilus galloprovincialis y Perna Perna. En ambos casos la temperatura del cuerpo de los mejillones infectados fue significativamente más baja, siendo la principal causa el blanqueamiento de la concha característico de la parasitación por endolitos. El efecto es más evidente cuando se someten los mejillones a situaciones extremas, ya que la tasa de mortalidad entre los infectados es mucho menor.

endolitos parasitos de mejillones

 El mecanismo de protección empleado por los endolitos fototrofos del mejillón es el mismo que emplean las plantas superiores para protegerse de las altas intensidades de luz.

Los endolitos parásitos del mejillón son microorganismos que se hospedan en los poros de la concha y que, con ayuda de un proceso similar a la fotosíntesis, la degradan para aprovechar ciertos elementos. Al igual que muchas plantas superiores, cuando la intensidad de la luz se acerca al punto de saturación, los endolitos activan un proceso de fotoprotección que disipa en forma de calor la energía sobrante, lo cual, unido a que la concha se blanquea en los animales parasitados, reduce la cantidad de energía solar que es absorbida por la concha.

A pesar de todo, el estudio no ha tenido en cuenta los efectos negativos de los endolitos sobre la reproducción y mortalidad de los mejillones, ya que los individuos infectados sufren balances energéticos negativos por el esfuerzo que supone la reparación de la concha, afectando a la reproducción, al crecimiento y adherencia del biso, también son más vulnerables a sucumbir a los predadores y al fuerte oleaje.

Por tanto, se necesitarán nuevos trabajos que investiguen los efectos positivos y negativos de la infestación por endolitos en mejillones, de manera que se comprenda mejor la relevancia ecológica y evolutiva de esta interacción entre endolitos y mejillones.

Fuente de información: Zardi, G. I. et al. Enemies with benefits: parasitic endoliths protect mussels against heat stress. Sci. Rep. 6, 31413; doi: 10.1038/srep31413 (2016).

Link al artículo: http://www.nature.com/articles/srep31413

Anuncios